Castillo de Babelsberg.

Castillo de Babelsberg.

Cuando llegué a Alemania mi conocimientos de la de historia de este país se reducía a su participación en las dos últimas guerras mundiales. Y un par de otros detalles inconexos.

Por ejemplo, fue aquí que descubrí que el hombre de Neardental, vivió en el valle de Neardental en el estado Renania del Norte-Westfalia. Cerca de Colonia. Apuesto que la mayoría de los que leen esto en idioma español, tampoco sabían situar a nuestro abuelo de Neardental en el mapa.

O esta otra: En las catacumbas del domo de Speyer, caí en cuenta que la catedral de Spira, la catedral románica mas grande del mundo, no estaba en Roma como creímos todos los estudiantes de arquitectura de mi año, sino en el estado de Renania Palatinado (Reihland-Pfalz), actual Alemania.

Otra pifia imperdonable fue asumir que Martin Lutero era francés o inglés o cualquier otra nacionalidad, cualquier cosa menos alemán. Y que este señor tradujo la biblia por primera vez del latin a otro idioma, y que ese idioma era el alemán.

Confieso que en el mundo moderno, a pesar de la inmensa facilidad de obtener conocimientos, la inmensa mayoría vamos muy contentos con nuestra ignorancia. En papel de indios con levita los unos, ñames con corbata los otros. Y poetas con bufanda naranja en Miami. Ignorantes todos.

Pero volviendo a la historia de Alemania, aquí se me abrió ante los ojos el libro de historia medieval. Ese que para nosotros, del otro lado del océano se reducía a Francia, Inglaterra, Italia y España. Todo lo demás era o es tierra de nadie en nuestros libros de textos. Paginas vacías.

Y si no bastase esta tierra os invito a visitar la república Checa. Pero hoy hablo de la Alemania medieval. (de hecho no era Alemania todavía, pero esa es otra historia).

Para quien tenga interés en conocer la historia del medioevo europeo, la Alemania actual oferta cientos de palacios, castillos, torreones, en diferente estado de conservación.

Sobre todo, en el sur, puede verse uno tras otro un castillo encima de cada colina. Algunos incluso habitados por los descendientes de los señores feudales que los construyeron hace 600 o 1000 años. Colina abajo los pueblos del burgo, con sus talleres de distintos tipos y sus almacenes de alimentos muy bien conservados. Y cerrando el paisaje literalmente la muralla de la ciudadela.

He tenido la suerte de visitar tantos comedores, tantas recamaras, tantas salas de tortura en palacios y castillos que en mi mente se truecan los nombres y sus escudos. La imagen de esos gruesos muros es tan fuerte en el subconsciente que a veces no sé si la escena en mi cabeza es real o pertenece a una película de caballeros y doncellas.

En todo eso y más voy pensando mientras pedaleo
rumbo al Castillo de Babelsberg. A un tiro de piedra de Berlín, en dirección a Postdam.

Aunque la gran mayoría de esas edificaciones están en el sur, en los estados limítrofes con Austria o Francia, en el Parque Babelsberg visité este palacio-castillo. En un estado de conservación producto de una reparación capital, que haría morir de envidia a cualquier conde, barón o marqués que hubiese construido su palacio hace 700 años.

Quienes viajen a Alemania de turismo y pasen por Berlín no debían perder la oportunidad de abandonar el bus del paquete turístico y darse una escapada a Babelsberg.

Alemania podría ser el paraíso para quienes aman la arquitectura. Sobre todo la arquitectura medieval.

P.D.: Llegué, aparqué mi bici y me fui a tomar fotos. Y mientras yo buscaba los mejores ángulos y encuadres, el sistema automático de regadío se activó. Cuando decidí irme no solo me iba con una decena de impresiones sino que además, me habían limpiado sin proponérselo, la bicicleta

Galería de fotos castillo de Babelsberg

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

About:

Castillo de Babelsberg.

Categoría: Alemania, Arquitectura, Blog, Galerías de fotos, Postdam